martes, 24 de abril de 2012

“El asesino dentro de mí” - Jim Thompson



Uno de los mejores exponentes de la novela negra y policiaca es Jim Thompson, muy conocido por su alta calidad en la creación de personajes psicópatas y asesinos dentro de la literatura; dos de sus trabajos mas resaltantes aparte de “El Asesino dentro de mi” son “1280 Almas” (100% recomendable) y “Noche Salvaje”, ha trabajado como guionista de cine y junto a directores como Stanley Kubrick y Bertrand Tavernier creando un estilo muy personal dentro de este genero de la literatura que pocos lo saben tratar con tal precisión y talento.

“El Asesino dentro de mí” es publicado originalmente en el año 1952 y según la critica es cuando Thompson llega a su madurez como escritor y crea uno de los personajes mas desagradables y violentos en libro alguno para ese momento; una de sus anécdotas es que este libro se llegó a vender a escondidas en algunas librerías por su fuerte carga de violencia, misoginia, racismo y agresividad.

La novela fácilmente es una versión de el clásico de Robert Louis Stevenson “Dr. Jekyll y Mr Hyde” pero situada en un estado sureño de los Estados Unidos. Lou Ford es un Sheriff que no usa ni arma ni rolo, un Sheriff que gran parte de el pueblo admira, lo adora por su bondad y educación, incapaz de actuar de manera violenta delante de sus vecinos y de los habitantes del pueblo, un caballero en todo el sentido de la palabra. “El Asesino dentro de mi” es narrada en primera persona y esto ya nos invita a entrar a la mente de Ford y lo que el llama su “enfermedad” (la misma enfermedad que habita en el personaje creado en los libros de Jeff Lindsay y convertida posteriormente en la exitosa serie “Dexter” a diferencia que Dexter la controla pero Ford la disfruta, la vive y se autodestruye con ella). Lou Ford es un racista, misógino y enfermo de violencia que solo desea destruir a todos los que lo rodean de la manera mas visceral y violenta que pueda mientras se cae a pedazos internamente, un excelente lector que se inyecta medicamentos para sentirse eufórico y poder sentirse mas agresivo y que su mente no se detiene ni un segundo.

Las escenas de violencia son inolvidables y me recuerdan mucho “American Psycho” de Bret Easton Ellis por la manera cinematográfica y visual en que se encuentran narradas. El relato en general impacta por su opinión sobre el genero humano, las mujeres y su necesidad de solo transmitir su odio hacia los demás; el capitulo 13 es de una carga de las mejores que he leído en mucho tiempo. El personaje Lou Ford se encuentra construido de una manera formidable, absolutamente redondo al mejor estilo de un Patrick Bateman de “American Psycho”, de hecho encuentro muchas similitudes entre “American Psycho” y “El Asesino dentro de mi” en mas de una oportunidad; Ford sabe muy bien desde el comienzo que su violencia solo tiene un final que es su autodestrucción placentera y sádica.

Existe una adaptación cinematográfica reciente llevada a cabo por Michael Winterbottom en el año 2010 de una calidad impresionante, una de las mejores adaptaciones que se han llevado a la gran pantalla, Casey Affleck lleva sobre los hombros el personaje de Lou Ford de una manera magistral como pocos pudieron haberlo llevado a cabo, la película cumple perfectamente el libro palabra por palabra y capitulo por capitulo, para los que no pueden conseguir el libro pueden ver fácilmente la adaptación a la pantalla grande y disfrutaran exactamente el libro. Uno de los pocos libros que uno puede disfrutar su adaptación perfectamente, sumado con todas las actuaciones que le dan un impacto genial al resultado final.

Como ya es habitual en mis lecturas no es un libro fácil ni sencillo para los que buscan algo entretenido y ligero, es un libro con altas dosis de violencia y que no existe absolutamente nada que le sobre ni que le falta. Jim Thompson sin duda demuestra con este libro que es muy difícil suplantarlo dentro de este tipo de libros que solo un selecto grupo de personas puede terminar de leer.

Absolutamente recomendado.

“El Asesino dentro de mí”
Jim Thompson
Editado por RBA (1952 / 2010)
240 páginas




viernes, 20 de abril de 2012

“Indigno de ser humano” - Osamu Dazai



Yukio Mishima reconoció en algún momento según sus propias palabras “el raro talento de Dazai”, frase que viniendo de uno de los mejores escritores universales y del Japón ya daba muestras de la alta calidad y el nivel de Osamu Dazai cuyo verdadero nombre era Shuji Tsushima y quien desde muy joven ya se había convertido en una de las mas grandes voces del Japón, teniendo una vida absolutamente literaria y extremadamente agitada; cuatro intentos de suicidio, alcoholismo, adicto a la morfina, desheredado por su padre, largas sesiones psiquiátricas y sumada una tuberculosis crónica marcaron pauta y guión para lo que sería la polémica vida de este gran escritor.

“Indigno de ser humano” es una novela con un fuerte contenido autobiográfico, una novela emblema de la juventud nipona desde su primera edición en 1948 y que hasta el día de hoy puede y es comparada con “El Guardián entre el Centeno” de J.D. Salinger; publicada un par de meses antes del suicidio de Dazai que llevó a cabo lanzándose al río Tama junto a su amante amarrándose una soga ambos a la cintura y cuyos cuerpos fueron encontrados seis días después; dejando en un estado absolutamente perdido y quebrado económicamente a su familia.

La obra no es digerible en lo absoluto, es un intenso grito contra la sociedad hipócrita y moralista que tuvo que vivir Osamu Dazai y que hasta el día de hoy todavía siguen gran parte de las sociedades con una aptitud de que todo sea “políticamente correcto”. El comienzo del libro nos abre la puerta en solo dos paginas a un mundo de un personaje inolvidable, donde para entenderlo hay que sentirse parte de el, vamos a descubrir a un personaje principal que jamás ha sentido la palabra felicidad en su vida, ni siquiera cuando era un niño con algún juguete en sus manos; luego se divide en tres cuadernos de notas, una especie de diario que nos describe lo que siente Yozo un joven estudiante japonés con fuertes depresiones que se niega a ser parte de la sociedad, un joven que desprecia totalmente al ser humano y que el mismo no se considera uno de ellos, un doloroso relato en el que Dazai incorpora gran parte de su vida para darle forma a la novela; Yozo descubre que la mejor manera de esconder su permanente tristeza y depresiones es bajo lo que el ha decidido llamar “bufoneria” una manera de que lo vean como un ser feliz pero que se siente en el borde de la línea, Yozo no logra entender las razones por las que un ser humano come, ríe, llora, vive o muere, el solo se deja llevar por el río de la vida, no quiere seguir respirando ni viéndose como un estorbo pero sin valor para suicidarse decide llevarse a si mismo a un descenso a los infiernos para ver que tan profundo puede llegar, su relación con prostitutas en las que en momentos ve reflejada a la misma Virgen María y en quienes en gratos momentos encuentra consuelo como sucedió con Cioran y en las que trata de evadirse de lo que el ve en las sociedades como una permanente lucha de rivalidades y tristezas; una adicción al alcohol que pronto se convierte en morfina y que empuja cada vez mas a Yozo a saltar hacia el abismo, que parafraseando a Nietzsche ya el abismo lo ve a el y se convierte en el personaje principal.

Es una obra bastante perturbadora en algunos momentos, no es fácil para los que buscan una obra entretenida y sencilla, es un viaje a la mente de Dazai, de conocer parte de su vida y sus extremos como ser humano disfrazado como un personaje de novela. Los amantes de Dostoievski disfrutaran de los trazos y las palabras escritas por Dazai.

“Indigno de ser humano” a pesar de su extremismo ha logrado ser una de las novelas mas exitosas de la literatura nipona, una adaptación cinematográfica, adaptaciones de dibujos animados y hasta una excelente versión manga se ha basado en esta corta pero tan contundente obra de una de las mejores voces del Japón junto a Yukio Mishima, Yasunari Kawabata todos suicidas como Dazai.


“Indigno de ser humano”

Osamu Dazai
Editado por Sajalin Editores (2010)
124 páginas

lunes, 9 de abril de 2012

“Drive” - James Sallis


James Sallis es un relativamente desconocido escritor, poeta y músico norteamericano que ha saltado a la fama gracias a esta obra y a la famosa adaptación de Nicolas Winding Refn el mismo director de la genial Bronson y que el año pasado decidió llevarla a la gran pantalla con Ryan Gosling y Carey Mulligan como protagonistas de altura en cada uno de sus personajes.

Son raras las adaptaciones cinematográficas basadas en libros que la película supere la obra original, y Drive sin lugar a dudas es una de ellas. El libro no es un mal trabajo, es interesante y engancha relativamente, pero leerlo luego de ver la película causa gran decepción. Hay muchas diferencias notables entre el libro y la película, la principal es la hermosa relación / romance entre ambos protagonistas Driver e Irene, en el libro si acaso comparten pocos momentos y eso desinfla excesivamente la obra perdiendo parte importante del enganche (que no exista la escena del ascensor en el libro me ha dejado mal; gracias a Hossein Amini por incluir en la película un momento tan mágico); el final también tiene un cambio radical con la película que no me termina de cerrar el circulo y me deja bastante nulo.

Driver no pregunta, no opina, solo hace el trabajo para el que es contratado ya sea trasladar delincuentes después de un robo o su trabajo como doble en algunas películas manejando automóviles en veloces persecuciones, de vez en cuando lee algunos libros, es un personaje absolutamente callado, muy educado pero dentro de ese silencio posee una alta carga de violencia que nace en su niñez al ver como su madre asesina a sangre fría a su padre en plena cena cansada de aguantar maltratos de este (algo que en la película saltan por alto y en el libro entendemos mejor al personaje retraído e inmerso en explosivos momentos de atropellos hacia otros), luego su vida como un adoptado en otras familias y ya en su juventud volviéndose en un nómada de ciudades, solo con un bolso recorre lugares y nunca le nacen raíces en ningún sitio, no se permite tener sentimientos porque se sabe perdido en la vida, un hombre maldito. Un día en uno de los trabajos todo se complica y comienza un interesante trabajo de persecución y violencia narrativa que lamentablemente le falta algo en el libro que la película afortunadamente posee para que termine de emocionar.

La manera de escribir de Sallis no engancha al 100%, en la película si se logra la fascinación ante cada segundo y cada cuadro filmado; el agregado en el film del romance le da un plus mágico a la historia, como dije anteriormente en el libro esta parte no existe y es lo que quizás me ha llevado a no querer releerlo como si me ha sucedido con una vasta cantidad de otros libros o de libros adaptados al cine; un caso reciente “Tarántula” de Thierry Jonquet obra en la que se basa Pedro Almodóvar para llevarla al Cine como “La Piel que Habito” donde libro y película se complementan a la perfección y ambos son necesarios de leer / ver para un disfrute absoluto.

“Drive” no es un mal libro porque simplemente agradece que gracias a el se puede disfrutar de una obra de culto del séptimo arte pero en lo personal recomiendo fácilmente que vean la película y pasen por alto el libro de James Sallis.



“Drive”
James Sallis
Editado por RBA (2009)
160 páginas